Este sitio utiliza cookies, propias y de terceros, para dar un mejor servicio. Si continuas navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.
No te lo pierdas No te lo pierdas

Junio 2018

L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30
Cerrar
PSE GIPUZKOA

PSE-EE PSOE Euskal Sozialistak

Noticias

compartir  compartir

Petra Romero exige al Gobierno de Rajoy que ponga "ya" los primeros 200 millones de euros para luchar contra la violencia de género

La juntera del PSE-EE de Gipuzkoa, Petra Romero, ha exigido al gobierno del Partido Popular que cumpla el pacto contra la violencia de género y el Ejecutivo de Rajoy apruebe el decreto ley que debe dotar a este pacto de los primeros 200 millones de euros para este 2018.

En su intervención en el Pleno de las Juntas Generales de Gipuzkoa, la juntera socialista ha dicho que sin recursos no hay eficacia y por lo tanto, es “una cuestión de urgencia”. Sobre todo porque los últimos crímenes han dejado de manifiesto los “fallos de protección” por parte del Estado que, a su juicio, han sido “clamorosos”.

Petra Romero ha defendido esta mañana en el Pleno de las Juntas Generales de Gipuzkoa  una Propuesta de Resolución sobre la necesidad urgente de un consenso institucional político y social contra la violencia de género. La iniciativa que ha sido transaccionada ha resultado aprobada con los votos a favor de PSE-EE, PNV y PP y la abstención de EHBildu y Podemos.

La juntera socialista ha afeado la actitud de Rajoy y del Partido Popular porque como ha señalado esta no solo es una cuestión de compromiso, es también, un tema de “prioridades políticas”. “El gobierno del presidente Rajoy está jugando a prolongar los plazos, lo que demuestra el poco respeto a las mujeres y a lo aprobado en el parlamento”.  

Por eso, ha asegurado que el objetivo de esta inversión pública, “cuya no aplicación no tiene excusa posible”, ha de ser luchar contra el machismo que sigue instalado en nuestra sociedad. “El pacto reclama complicidad de todos para sacar estas medidas adelante, pero exige del Gobierno del Partido Popular diligencia y eficacia”.

 

 

Ha incidido en la urgencia de atajar la violencia contra las mujeres porque la violencia machista “se ha normalizado en nuestra sociedad”. Los datos, -ha dicho-, “abruman”. Según el barómetro del CIS del pasado julio, solo el 1,4% de los españoles sitúa la violencia contra la mujer como una de sus grandes preocupaciones. Y lo que es “grave”, que el 27,4% de los jóvenes entre 15 y 29 años, la vea `normal´.

“Rajoy se hace la foto para anunciar medidas, pero luego no las lleve a cabo” y los hechos demuestran que para el PP atajar la violencia contra las mujeres “no es una prioridad”. Para ello, ha enumerado acciones que el partido presidido por Rajoy ha ido adoptando contra los derechos contra las mujeres porque “no cree en la igualdad de la mujer”. El PP recurrió la Ley de Igualdad, la Ley del Aborto y modificarla, modificó la reforma laboral y recortó el dinero para la igualdad.  

Y concretamente, en materia de violencia machista, “Rajoy da la sensación de ir siempre tarde y a rastras. Han tenido que pasar seis años y más de 200 asesinatos machistas para que se decidiera por fin a aceptar un pacto de Estado contra la violencia de género”.

Romero ha recordado que el Pacto de Estado se logró, a instancias del PSOE, tras seis meses de “intenso” trabajo parlamentario y la comparecencia de 66 expertos ante la subcomisión del Congreso creada al efecto. Las fuerzas políticas alcanzaron finalmente un Pacto  para detener la violencia contra las mujeres. En el año 2017, han sido asesinadas 49 mujeres y ocho menores, y más de 20 han quedado huérfanos.

 “Esto no es un problema de mujeres, afecta directamente al 50% de la sociedad”. En el 2004, la Ley contra la Violencia de Genero impulsada por el Gobierno socialista de Zapatero permitió cambiar el “paradigma de fatalidad y dar un salto, tanto en la protección de las mujeres amenazadas como en el castigo de los maltratadores.

Trece años después su aplicación era “desigual” y era preciso superar “carencias importantes”. El nuevo pacto incluye un “abanico” de medidas con cambios legales y reorganizar los dispositivos con el objetivo de garantizar una respuesta “rápida, eficaz y homogénea” en todo el país.

Por último, Romero ha reiterado el compromiso del PSE-EE de Gipuzkoa con las mujeres víctimas de violencia machista, sus hijos y sus familias.